viernes, 23 de febrero de 2018

kit de inglés 81: hooverize

Esta semana un verbo que procede del presidente Herbert C. Hoover (1874-1964). To hooverize y que podría traducirse por apretarse el cinturón, especialmente con la comida. La pronunciación aquí.

[Left to right: Herbert Hoover, Mrs. Warren G. Harding, Warren G. Harding, Mrs. Herbert Hoover, and H.M. Daugherty, all standing, in grandstand, at baseball game]

La palabra se recoge por primera vez en 1917, momento en el que Hoover estaba a cargo de la Administración de Alimentos de Estados Unidos.

Frase:

He called it food conservation, but many Americans took to calling it "Hooverizing"

Él lo llamó conservar alimentos, pero muchos americanos decidieron llamarlo "apretarse el cinturón". 


jueves, 22 de febrero de 2018

Los pateos de Billy Graham

No sé si Martin Luther King Jr. sería guía espiritual de los Kennedy, pero en el caso de Billy Graham sí que podemos afirmar sin temor a equivocarnos que lo fue de Nixon. ¿Y quién fue Billy Graham? Probablemente el predicador más influyente, junto con King, que nunca haya pisado territorio americano. Iba para actor de cine, pero prefirió la llamada.

All hope for president's returning healthy. Rev. Henry N. Couden, chaplain of the House of Representatives, offering prayer in the House for the speedy recovery of President Wilson

Su hijo Franklin, parece que esto de dar sermones y hacer de consultor también se hereda, es un peso pesado de esta administración. Graham padre, con su poderoso estilo dramático, populista y puritano, tuvo una gloriosa recepción entre la población blanca de clase media. Parece que su talón de Aquiles siempre fue justificar y creer a su compañero de pateos en el campo de golf, otro encantador de serpientes, un tal Nixon, al que Billy Graham consideraba un hombre de lo más ético y moral. Nixon, no sé si agradecido por su lealtad, entre rezo y rezo le confiaba no solo sus tribulaciones espirituales sino que también le descargaba sus preocupaciones políticas, asuntillos tales como la elección del vicepresidente o el problema Vietnam. Graham al final dio su brazo a torcer y acabó reconociendo que Nixon se la había doblado. Por cierto, y ya que estamos, ¿Graham hijo llegará a la misma conclusión con el actual presidente?

martes, 20 de febrero de 2018

Con retraso

Esta semana me he escapado y escribo desde Fuenlabrada. Como acompañante me traje, aparte del temido jet lag, una gripe que también está arrasando en los USAs. Pido disculpas por las demoras de la semana. 

Un par de noticias. 
  • El jueves, 29 de marzo, a las 4 de la tarde, estaré haciendo una presentación del Perro Verde en el Real Colegio Complutense en Cambridge, Massachusetts.
  • Una nueva contribución mía saldrá en Sibila 54. La revista aún no está en la calle. 




jueves, 15 de febrero de 2018

kit de inglés 80: bogart

Pues sí, la palabra de la semana procede del famoso actor, Humphrey Bogart. To bogart tiene varios significados. Puede traducirse por acaparar pero también intimidar. Por lo visto este verbo se oye bastante en la comunidad de los asiduos a la marihuana. Los que comparten porro advierten con este verbo a sus compañeros que lo pasen y no se lo queden.

Se piensa que la palabra se popularizó en 1969 con la película Easy Rider. De hecho la frase "don't bogart their joint my friend, pass it over to me" (no te quedes con su porro, colega, y pásamelo) pertenece a una de las canciones de la banda sonora. Álbum de Fraternity of Man. Aquí el video (segundo 12 y siguientes).

miércoles, 14 de febrero de 2018

Tras la cámara con Oscar Deveraux Micheaux

Y un productor de cine del que no se habla mucho. Oscar Deveraux Micheaux (1884-1951), pionero en el Oeste y en el mundo de las películas raciales. Este nativo de Illinois, además de ser productor, cuarenta y cuatro películas en su haber, fue actor, escritor, portero de coches cama, limpiabotas o propietario de un terreno cedido por el gobierno para que viviera y lo sacara provecho en el Oeste. Los productores de cine lo llamaron el "negro realizador más prolífico en el cine americano". Su táctica para lograr dinero. Iba a los cines de cada barrio de color, mostraba al dueño su guion y pedía un adelanto de las ventas. Comenzó en el cine mudo, y contaba con su plantilla de actores. El "Valentino negro, la Mae West sepia". También nos trajo figuras como a un extraordinario barítono llamado Paul Robeson.

Los temas que trataba eran de carácter racial. En su afán por huir de los estereotipos hacía que todos sus personajes fueran cultos y de gustos refinados. Sobra decir que las críticas le llovían, acusándolo de que sus secuencias "eran tan torpes que daban vergüenza". Aquí dejo una breve historia del cine hecho por afroamericanos. (Minuto 7:43 sobre Deveraux).

martes, 13 de febrero de 2018

Legalmente muerto

Para el 2019 está previsto que Netflix saque la última película de Martin Scorsese, una de gángsters y Mafia de carácter biográfico que narra la desaparición de Jimmy Hoffa, el sindicalista corrupto que contaba con los servicios de la Mafia para intimidar a la patronal y a otros miembros sindicales. Esta actuación le granjeó la obsesión de Robert Kennedy, fiscal general, por echarle el lazo y meterlo entre barrotes. Finalmente en 1967 se le condenó a 13 años de cárcel, pero no por extorsionar y amenazar a propietarios y compañeros sindicales, sino por intentar sobornar al gran jurado y por uso indebido de  fondos. En 1971 Nixon le conmuta la pena, supongo que por camaradería. Como reconocimiento, a Hoffa se le entregó una pensión de 1,7 millones de dólares. Su sindicato, agradecido, que en 1960 apoyó al partido demócrata, para las elecciones de 1972 se va con el republicano.

Fue en 1975 cuando Hoffa, que ya trabajaba en sus memorias como todo político que se preciara, desapareció sin dejar rastro. Frank Sheeran, el irlandés, también sindicalista, un hombre sin alma y su matón, fue el que reclamaría la fama en la recta final de su vida, atribuyéndose el asesinato de Hoffa. El cuerpo de Hoffa nunca apareció y en 1982 se le declaró fallecido.

Y cuatro actores que también imponen. Los de siempre: De Niro, Al Pacino, Joe Pesci y Harvey Keitel.

Nota: para hacer este personaje aún más siniestro podemos añadir que una de las teorías de la conspiración que pululan por ahí es que Hoffa estaba detrás del asesinato de JFK. Curiosamente no en el del que fuera su látigo, el fiscal general Robert Kennedy.

domingo, 11 de febrero de 2018

En kiswahili, lugar para una feliz reunión

Estamos en el Mes de la Herencia Negra y hoy nos vamos al teatro. Al Karamu House en Cleveland. El teatro afroamericano más antiguo de los Estados Unidos. Sus fundadores fueron Russell y Rowena Woodham Jelliffe. La pareja se conoció en Oberlin College. Ella era presidenta de la Liga de las mujeres sufragistas de dicha universidad y él estudiaba Economía Política. Después de más estudios en Chicago, regresaron a Cleveland, atraídos por la diversidad y la mentalidad progresista de la ciudad.

El Karamu (del kiswhili lugar para una feliz reunión) dio sus primeros pasos en 1915 bajo el nombre de Playhouse Settlement on E. 38th St (fue en 1941 cuando se rebautizó con el nombre que ahora lleva) y para despegar contó con la ayuda de la Segunda Iglesia Presbiteriana. En 1963 el matrimonio se jubiló dejando las arcas del teatro con un millón de dólares y 4000 afiliados.

La señora Jelliffe comenzó a trabajar con un reparto interracial en obras que pudieran resultar menos ofensivas: las infantiles. Fue en 1927 cuando se instauró por primera vez un teatro permanente. Bajo su dirección, la señora Jelliffe tuvo que hacerse un cursillo rápido de arte dramático en Nueva York en un par de veranos, se estrenaron más de cien obras de 1920 a 1946. También escribía obras infantiles. Figuras como el poeta y dramaturgo Langston Hughes estrenarían sus obras en el Karamu. 



En 1955 los Jelliffe traerían al Karamu  a otro matrimonio de actores y directores: a Reuben y Dorothy Silver. Pero en 1976, con los meneos raciales y el deseo de atender nuevas demandas, a Reuben se le despidió y se contrató a un director afroamericano.

Hace un par de años el Karamu tuvo que hacer una reestructuración. Quince despidos, incluido el director de escena, Terrence Spivey. Esperemos que la renovación del edificio le dé un nuevo impulso a esta honorable empresa.